El producto se ha añadido al carrito

El rompecabezas de las actividades extraescolares, por Amparo Ibáñez (pedagoga)Volvervolver

Un año más, tras el periodo de vacaciones nos enfrentamos con la temida vuelta al cole. Entre los muchos asuntos a tener en cuenta comienzan las peripecias para cuadrar los horarios de  la vida escolar, laboral y familiar. Inmersos en la confección de este rompecabezas  echamos mano de las actividades extraescolares, que nos permiten por un lado que los niños desarrollen determinadas competencias y por otro que podamos alcanzar cierto grado de conciliación familiar.

 

Pero no debemos olvidar que aquellas que realicen  deben ser para los niños una vía de desahogo y no una imposición de actividades con las que ocupar su tiempo libre. Por ello debemos tener en cuenta sus gustos, aficiones e intereses. Los padres debemos intentar dejar a un lado nuestra obsesión por prepararlos bien para el futuro y reflexionar sobre cuáles son las actividades que más les motivan,  y que a la vez favorecen su desarrollo personal y social.

 

Algunos de los criterios que debemos tener en cuenta a la hora de escoger las extraescolares más adecuadas son los siguientes:

 

  • Las decisiones que tomemos deberán tener en cuenta la opinión del niño, que las actividades extraescolares respondan a sus inquietudes les motivará, con lo cual sacarán mayor provecho de ellas, disfrutarán más y aprenderán más.
  • Los niños pasan muchas horas en el colegio, por ello las actividades deben apartarse de la estructura y rutina habituales de los centros escolares, es decir menos dirigidas, dejando más espacio a la creatividad y  espontaneidad. Nuestros hijos van a aprender igualmente, pero de otra forma.
  • Tratar de no saturar a los niños ni sobrecargarlos.

                                                                                 

Las  extraescolares deben ser un disfrute para el niño, excedernos con las mismas puede dar lugar a la aparición del llamado estrés infantil.

Hay que intentar alcanzar cierto equilibrio a la hora de completar su tiempo libre,  dejando espacio para que puedan realizar sus deberes, disfrutar de un rato en familia y sobre todo que no les resten tiempo al juego, ya que a través de este los niños identificarán, aprenderán y desarrollarán muchas de sus habilidades.

 

Para esto, el Horario Escolar de Cayro es la mejor herramienta. Con él, padres e hijos podrán organizar todas las actividades del día a día llevando el control sobre cada una.

 

 

Juegos que permiten desarrollar la expresión, imaginación  y originalidad

Y en su tiempo libre pueden jugar a algo que les ayude a completar la formación escolar, como por ejemplo Whats Up?, un juego en el que intervienen la imaginación, la mímica y la creatividad para inventar historias.

 

 

 

Juegos para trabajar diferentes idiomas y ampliar vocabulario (inglés y francés)

 

Con Ideas 4 Fun deberás escribir en secreto palabras relacionadas con un tema usando  tu ingenio. Durante la partida tendrás que realizar 5 tipos de prueba: coincidir con tus compañeros, intentar no repetirte con ellos, evitar palabras prohibidas, descubrir temas secretos y ser el que más palabras encuentre en los 30 segundos que dura el reloj.

 

On the top es un juego que pondrá a prueba lo que sabéis sobre vuestros compañeros de juego y vuestra rapidez de reacción. Primero se le asigna un “nickname” (apodo) a cada jugador, en cada turno se leerá una condición como “tiene la lengua más larga”, “tiene más hermanos”, “más agujeros en el cinturón”… y todos deberéis señalar a quién creéis que la cumple al mismo tiempo que decís su mote en el juego.

 

¿Cual es vuestro favorito?