El producto se ha añadido al carrito

La Navidad y la regla de los cuatro regalosVolvervolver

Ya estamos otra vez con la Navidad a la vuelta de la esquina: turrones en las tiendas, villancicos, adornos por las calles y niños pegados a los escaparates de las jugueterías pidiendo absolutamente todo en su carta a los Reyes Magos y Papá Noel.

 

Y es que la Asociación Española de Fabricantes de Juguetes (AEFJ) asegura que los niños reciben de media diez juguetes cada Navidad. Y claro, si multiplicamos esta cifra por todos los niños del mundo, imagínate la carga para el trineo y los camellos, ¡menuda locura!

Así que, para ayudar a los Reyes y a Santa a que repartan felicidad casa por casa, os vamos a dar las claves para regalar bien estas Navidades. Solo tenéis que seguir la regla de los cuatro regalos:

 

            1. Algo útil (ropa, zapatos, complementos...).

            2. Algo para leer.

            3. Algo que quieran con mucha fuerza.

            4. Algo que realmente necesiten.

 

De esta forma te aseguras de que los niños tengan unos regalos equilibrados y no pierdan la ilusión, ni se acostumbren a tenerlo todo. Además, los juegos pueden ser algo muy útil para trabajar distintos aspectos de la personalidad de los niños como la socialización, la cooperación, el lenguaje o el pensamiento crítico; algo que quieran con mucha fuerza porque seguro que lo que más quieren en el mundo es jugar; y algo que necesiten, porque el juego es una necesidad vital para el desarrollo de los niños.

 

También podéis optar por regalos que cumplan una doble función, educativa y lúdica por ejemplo. En este caso os recomendamos juegos como Quizzers, con el que puede jugar toda la familia y que además tiene un componente tecnológico porque funciona a través de una App. Mi primer juego de palabras, que ayuda a los más peques a aprender nuevos términos y a su escritura y lectura; o Emo Park, un divertido juego con el que trabajar el lenguaje emocional.

 

Además, la Navidad es buena época para reforzar en los niños valores como el compañerismo o la competencia sana. Y para esto son muy útiles los juegos cooperativos como Pingüiland o Max Farmer, dos juegos en los que todos los participantes tienen que jugar en equipo para ganar.

 

 

Y si no os decidís por ninguno, ¡aquí tenéis recomendaciones para todos los gustos!

 

Pirates Adventure

Un juego donde el tablero es gigante, y los niños son las fichas. Dos barcos piratas han naufragado y su tripulación tiene que llegar hasta una isla superando diferentes pruebas, ¿quién llegará antes?

 

Calendario

Practica los días de la semana, los meses, las horas, las estaciones del año y el clima con este calendario de madera. Una forma divertida y práctica de aprender como nunca.

 

Colada

Este juego te ayuda a que los niños empiecen a tomar conciencia sobre las tareas del hogar a la vez que les familiariza con el clima. Consta de 2 fases, primero debes lavar la ropa sucia, y luego tenderla y recogerla dependiendo de las condiciones atmosféricas que marque el dado.

¡Hola amiguitos!